lunes, 14 de marzo de 2011

Pesadillas

A veces el mejor de los sueños se va poco a poco transformando en la peor de las pesadillas, esa que te atormenta, la que te hace levantarte sin aliento, sudando hasta el punto de despertar con el corazón en un puño a mil pulsaciones y te deja con ganas de acurrucarte en tu cama hecho un ovillo hasta que recuerdes que no estas solo y que siempre,  lo sepas o no, tendrás a alguien que vele tus sueños

1 comentario:

  1. Soy la reina de las pesadillas, la gran ceniza entre las cenizas, una de esas pesimistas viejunas que si una vidente le leyera el futuro descubriría que va a vivir toda la vida con sus gatos. Sin embargo aún sigo soñando. Me ha gustado tu texto ^^

    ResponderEliminar